Radisson Blu Royal Hotel, Bergen

Experimente la región histórica de Bryggen


En el corazón de Bergen encontrará el famoso muelle conocido como Bryggen. Este reconocido edificio no es solo el orgullo de la ciudad sino la tercera atracción más popular de Noruega. Tanto en verano como en invierno, esta región histórica es un lugar vibrante para visitar y una atracción que todo visitante de Bergen debe conocer. Las tiendas y los restaurantes están en la misma área. Sin embargo, con raíces que datan del año 1000, esta es una gema histórica que invita a ser explorada.

Bryggen fue un centro económico en la época en que Bergen era una las principales ciudades comerciales del norte de Europa. La mayoría de los edificios fueron construidos tras un gran incendio en 1702. Hoy en día existen 61 casas protegidas, lo cual es solo una cuarta parte de la aglomeración original de edificios. Lo antiguo, lo nuevo y lo moderno se unen en este centro reconocido como Patrimonio Mundial por la UNESCO, pero aún se siente el aire de su pasado histórico.

Un viaje en el tiempo
Bryggen en Bergen también se conoce como “Hansa” o “muelle alemán”; ambos nombres reflejan su propósito original. Entre 1360 y 1754 sirvió como una base importante para los comerciantes alemanes o Hanseats, como se les conocía. Estos comerciantes dominaron el mercado en el norte de Europa durante siglos y se establecieron en Noruega luego de que la Peste Negra causara estragos en el país.

Una de las estructuras mejor preservadas en el área del muelle es Finnegaarden. Aquí tendrá una perspectiva única del período durante el cual la Liga Hanseática dominó la ciudad. Se dice que fue uno de los centros de carga y descarga de mercadería más grandes y principales de la Oficina alemana. Hoy en día es un museo que destaca cómo era la vida de los miembros de la Liga. Como visitante, podrá caminar sobre el mismo suelo que ellos caminaron y apreciar la decoración de interiores y el mobiliario original. También merece la pena visitar un complejo llamado Schøtstuene. Este complejo es una colección de edificios reconstruidos que una vez sirvieron como lugares para que los comerciantes alemanes comieran y celebraran reuniones.

Supervivencia contra viento y marea
Muchos factores han amenazado la supervivencia de Bryggen desde su nacimiento. Aparte de grandes incendios, la estructura de madera fue casi destruida durante la Segunda Guerra Mundial tras una gran explosión. Un barco grande que cargaba municiones estalló en llamas y causó daños a los techos de los edificios. El estallido de la explosión levantó toda la estructura de sus cimientos y la dejó extremadamente inestable. El Comisionado del Reich en Noruega en esa época, Josef Terboven, alegó que el área del muelle era el escondite perfecto para la resistencia, e intentó aprovechar la oportunidad para demoler todo Bryggen. Contando con el apoyo de algunos de los profesionales del gobierno local, el futuro no pintaba bien. Gracias a una inspección del lugar, se determinó que la estructura del muelle se podía salvaguardar con métodos sencillos, y así fue.

Contra viento y marea, Bryggen sigue de pie para que reviva el pasado de la ciudad mientras da un paseo o come en cualquiera de los establecimientos cercanos. Los respetados edificios también albergan un laberinto de callejones colmados con Bergens unique shops y galerías que hacen a Bergen único. Los artistas locales prosperan con sus piezas de arte singulares que sirven como buenos suvenires. Con una ubicación de ensueño, el hotel y galerías que hacen a Bergen único. Los artistas locales prosperan con sus piezas de arte singulares que sirven como buenos suvenires. Con una ubicación de ensueño, el hotel Radisson Blu Royal de Bergen es el punto de partida ideal para cualquiera que desee explorar esta histórica área comercial.